Trabajo realizado en un: IWC FA Jones, ajuste de una desviacion de marcha.

Trabajo realizado en un: IWC FA Jones, ajuste de una desviacion de marcha.

El Maestro Relojero Pedro Izquierdo, tuvo que ajustar un extremadamente desviado IWC FA Jones, conforme a los más exigentes parámetros de profesionalidad, limpieza, precisión y eficacia de la más alta relojería.

Suiza tiene grandes relojeros, pero España también, cosa que todos sabemos perfectamente pero que no todos acabamos de asumir verdad?? 😉

En concreto este reloj adelantaba 21 seg/dia en su posición óptima y 30 seg/dia en su posición mala, la tesitura era Suiza, y dos meses o más sin el, o tener confianza en la profesionalidad de un gran relojero español?

Después de ver más cosas de las que os podéis imaginar, mi elección fue Pedro en su taller, sabia que estaria igual o mejor tratado que en Schaffhausen, de modo que le pedí a Pedro que me ayudase con esta corrección y asi lo hizo.

Pedro usó un destornillador Bergeon, es una herramienta que permite afilar la cabeza del destornillador para que sea lo más preciso posible en su acople con el tornillo. Siempre debería hacerse esta labor antes de realizar un trabajo de relojería, una cabeza de destornillador con imperfecciones o melladuras es, en potencia, un resbal en que puede arañar la caja o deformar la cabeza del tornillo. Pasando la cabeza del destornillador por la piedra de lija, para dejar perfecta la cabeza, el útil, como podéis apreciar, lo que hace es mantener perfectamente paralela la cabeza del destornillador con respecto a la piedra que lo está puliendo. Si se hace sin esa herramienta nunca sera tan perfecta la cabeza del vital instrumento.
Pedro se puso dediles en todos los dedos 😉 para que no tocar en ningún momento ninguna parte vital del calibre, de esa manera evita dejar la grasa natural de la mano en el calibre una vez abierto, también usa unas delgadas láminas de plástico de protección entre el destornillador y la cabeza del tornillo.
Una vez aflojados todos los tornillos que cierran la trasera del IWC, Pedro extrae los tornillos con rodico, una especie de plastelina que sirve como adherente pero no deja ningún tipo de mancha grasienta, de hecho es perfecto para quitar las huellas de nuestros dedos en el calibre ;-). También evitamos de esta forma usar unas pinzas que hubiesen podido arañar el metal, esto es alta relojería caballeros y estamos en España.

El calibre ya abierto es verificado en el cronocomparador, para saber con exactitud su desviación en diferentes posiciones y efectivamente, no es una paranoia más, adelanta 20 seg/día en la mejor de las posiciones, en la mala era casi 30 seg/día, lo cual no me pareció razonable en este reloj.

Pedro, con un palillo de madera, fue corrigiendo la marcha del reloj en el regulador de ajuste fino, una vez más se usa madera para no arañar nunca el delicado interior del calibre y el extremadamente delicado organo regulador.

Podemos ver ya el crono comparador indicando una variación estable de +1 seg/dia, eso SI es razonable en un reloj de este nivel. Pedro es realmente un artista, no hubo segundas correcciones, le quedo asi a la primera.

Una vez más Pedro, con sus dediles y la trasera tapada de inmediato, se prepara para volver a poner todos los tornillos que cierran la trasera, repitiendose el protocolo de lámina de plástico en cada uno de los tornillos entre el destornillador y su cabeza..

El ultimo tornillo por fin!!

Y finalmente el IWC FA Jones en plena forma .

Deja un comentario

Menú de cierre

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
×
×

Carrito